Bailar salsa con los novatos

Bailando con novatos es como mas se aprende

Una cosa muy curiosa que se produce entre las personas que están aprendiendo a bailar salsa, es el extraño interés en bailar siempre con personas que estén más o o menos en su mismo nivel, al menos en los primeros meses de aprendizaje, para posteriormente intentar bailar siempre con personas que tengan más nivel o mucho más nivel, lo que para mi es un error. Yo recomiendo bailar siempre con personas cuanto más novatas mejor, y paso a explicarme.

Para el hombre porque así aprende a guiar mejor a una mujer que ni sabe ni intuye lo que el hombre quiere hacerle.
Para la mujer porque así aprende a interpretar mejor a los distintos hombres, que cuando aprendan la van a sacar a bailar.

En cualquier caso esos novatos o novatas, no van a permanecer siempre en ese estado de principiantes. Algún día aprenderán y nos recordarán con cariño como aquellas extrañas personas que con ellas bailábamos, cuando aún estaban aprendiendo y estarán siempre deseosas de volver a bailar salsa con nosotros.

Y lo que no debemos tampoco olvidar es que la salsa como la vida, es un contínuo aprendizaje.

___

Que mal llevo eso de nosotros y nosotras, como lo de los miembros y las miembras, las penas y los penes.

Los nombres de los pasos o de las figuras

Inventarse los nombres de las figuras

Hay muchos profesores de salsa que se inventan los nombres de los pasos, de las figuras o de las coreografías. Supongo no lo hacen con mala intención, sino para facilitarle el aprendizaje a los alumnos, pero es algo que a la larga los perjudica, sobre todo si otro profesor elige el mismo nombre para una figura distinta, y especialmente cuando cambian de profesor, que han de desaprender los nombres aprendidos. Como anécdota curiosa, uno de mis profesores cuando yo era alumno, elegía los nombres de las ofertas del catálogo del opencor, para así no coincidir con ningún otro.

Las mujeres que a mi modo de ver son mucho más prácticas que los hombres, pasan olímpicamente de los nombres y se centran en la interpretación de las marcas que al bailar les hace el hombre y por muy complicada que sea la figura, si el hombre sabe marcarla, llevarla o indicarla bien, la mujer la ejecuta a la perfección. De hecho las mejores bailarinas son aquellas, que bailan perfectamente con hombres que hacen pasos o figuras que ellas no han aprendido.

Y recuerda lo más importante al bailar salsa: divertirse bailando dentro o fuera de la academia de bachata.